Los niños de Alboraya

Los niños de Alboraya

Derechos del menor, punto 12: ?Los niños podemos denunciar, sólos o con la ayuda de otras personas, todo aquello que nos hagan, a nosotros o a otros niños y todo lo que veamos que está mal a nuestro alrededor?. Y recuerdo ahora a la ex mujer de un torero que por su hija ma-ta, mientras continúo boquiabierta ante el caso de los niños de Alboraya. Y me pregunto si a Natalia Blasco Martínez, jueza del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 3 de Moncada (Valencia) le habrá temblado el pulso al estampar su ilustrísima firma sobre el papel. Esa rúbrica que sentencia el regreso de los menores a México, contra su voluntad.

Opinión | 14 de marzo de 2013
Consuelo G. del Cid Guerra

La madre, Isabel Monrós, afirmó ayer: ?Veníamos a que escucharan a los niños y los han metido en un furgón sedados y se los han llevado?. ?Nos han engañado. Como el otro día no pudieron ejecutar la sentencia, los han metido en un furgón y se los han llevado al aeropuerto de Madrid y desde ahí van a volar?. ?Cuando mi ex marido llegue a México me va a quitar la custodia de mis hijos?. ?Ha sido horrible. Desde que hemos salido de casa llevábamos policía secreta detrás, como si nos fuéramos a escapar?. ?¿Dónde está el Ministro de Justicia?... todavía estamos a tiempo, todavía no cogen el avión. Fuércenlo, que él escuche a mis hijos?. ?La jueza, Natalia Blasco Martínez, no se ha dignado aparecer por aquí. Ha pedido que cerraran la puerta para no verme. No tiene vergüenza. A ver si hay alguien allá arriba que ponga las cosas en su lugar y devuelva a los niños donde tienen que estar. Ayudadme. Yo ya no tengo nada, no tengo trabajo, no tengo dinero, ya no tengo a mis hijos. ¿Para qué me levanto? ¿Qué hago con mi vida a partir de ahora?... mi abogado estaba aquí, pero también le han engañado, veníamos a que los escucharan y ha sido mentira. Ha sido una mentira montada por su señoría, Natalia Blasco Martínez, para lavarse la cara y cumplir con la sentencia?. ?Yo he querido hacer las cosas bien, pero en este pais, cuando uno roba tiene que robar bien para que no le metan en la cárcel. Tiene uno que ser un sinverguenza para salir adelante. Esa es la enseñanza que me están dando?. ?No tengo garantías de que mis hijos vuelvan a España. Por favor, no tengo ni un billete de avión para ir a verlos. Ahora me van a quitar la guardia y custodia porque yo no he viajado con los niños. No puedo hacer frente al pago de mis abogados en México?.

http://www.elmundo.es/elmundo/2013/03/12/valencia/1363090274.html

Jueces que actúan bajo maniobras arteras, engaños y mentiras. Tres menores sedados : Sendante.Dicho de un fármaco que disminuye la excitación nerviosa o produce sueño (RAE). La palabra y su definición me aterran. ¿Pero dónde estamos, en qué país vivimos, qué está pasando aquí?. Esos niños han sido separados de su madre, contra su expreso deseo y voluntad, bajo el amparo de una ley vigente más que cuestionable que no ha contemplado el clima moral del asunto.

HECHOS: La audiencia valenciana ordenó la semana pasada el regreso a México de los tres hijos de Isabel Monrós, que llegaron a España en 2010 con su madre.

Isabel fué denunciada por su ex marido, pese a que la justicia mexicana concedió la custodia a la madre.Según la audiencia, Isabel ha vulnerado el derecho de visitas al padre.Ignacio Amat, abogado de Isabel, teme por la vida de su defendida,que fué objeto de maltrato psicológico por parte de su entonces todavía marido, maltrato extendido hacia los tres hijos que tienen en común.Según la sentencia de divorcio,ella era libre de elegir su lugar de residencia, por lo que ha actuado de forma legal. El letrado afirma ?Si vuelve a México la van a matar. Es un país que no investiga los feminicidios y donde las mujeres desaparecen?.

Isabel fué objeto de vejaciones,insultos y maltrato psicológico.Asegura haber sido filmada y vigilada. Colocaba programas ?espía? en su ordenador. A los niños les pegaba con la correa y si no hacían los deberes les metía bajo el chorro helado de la ducha. Tras la separación, Isabel carecía de medios econcómicos para sobrevivir en México.Su ex marido no le pasaba dinero durante meses y vivió gracias a la ayuda de familiares y amigos. Sus padres le compraron los billetes de vuelta a España. Isabel notificó a la justicia mexicana la situación,y su ex marido presentó demanda por sustracción de menores. Según el hospital clínico de Valencia, los menores padecen un transtorno de ansiedad por estrés agudo.

No se ha contemplado en ningún momento el deseo de los niños, ni su estado emocional, producto más que evidente de una descabellada situación judicial en la que prevalece el derecho de visitas del progenitor.

http://www.antena3.com/videos-online/programas/espejo-publico/isabel-monros-obligada-devolver-sus-hijos-padre_2013031200057.html

Continúo preguntándome si a la jueza Natalia Blasco Martínez le habrá temblado el pulso. Me pregunto, también, si es madre. Pero hay algo que sé con la más absoluta certeza: Lo que pueda sucederles a esos tres niños y a su madre en adelante, es responsabilidad suya. Completamente suya.

Recomendamos











Este sitio web usa cookies para mejorar la experiencia de los usuarios. Si sigues navegando, aceptas el uso de cookies por parte de tenemoslapalabra.com.