El crédito

No le llamen rescate, es un crédito. ¿Por qué le llaman amor cuando quieren decir sexo?...esto de la moneda única es como pretender un único idioma, imposible. Imaginen a la gente aprendiendo palabras nuevas a los ochenta años. Como que no, vamos. Rajoy insiste en llamarle crédito como si el asunto fuera una empresa de trabajo temporal, dinero subcontratado que habrá que devolver y seremos nosotros los paganini de siempre.

Opinión | 13 de junio de 2012
Cordelia Colby

Sin darnos ni "cuenta" -ojito al dato- nos freirán a impuestos, comisiones y demás, pero tragaremos como imbéciles y le llamaremos crédito, el que no tiene, el país vendido, el saldo, la rebaja final en plan apaño europeo. Qué verguenza, Mariano. ¿Pero cómo se puede ser presidente de un país con nombre de mayordomo? ¿Por qué no se opera el frenillo de una bendita vez y deja de escupir eses revueltas? ...Ese discurso, tío, no te lo crees ya ni tú, por Manitú.

Con un par de narices -manda webs que para eso mandas tú- te apostaste en el fútbol como si no pasara nada, y es que incluso es posible que para tí no pase, porque pasas de todo. Nos has vendido, Mariano. Inyectar a la banca es como ofrecerle al pueblo una pelea de caballo para que se la meta. Es la nueva estafa por excelencia, el porno duro más cutre, el lumpen ofiacializado en tus reverendas manos. ¿Y la gente, qué?
No le llames amor cuando quieres decir sexo.

 


 

Recomendamos











Este sitio web usa cookies para mejorar la experiencia de los usuarios. Si sigues navegando, aceptas el uso de cookies por parte de tenemoslapalabra.com.