El sur también

El hecho -per se- de "intervenir" un banco -como si de una operación quirúrgica se tratara-siempre es noticia. Lo que el pueblo llano entiende como tal es fácilmente resumible y pre-sublime: A la entidad de marras se le acaba el chollo para entrar en su meollo el Banco de España,de todos el más grande, reino de los cielos donde los haya y que todo lo debe al tiempo que todo lo puede. Es el dios potente que autoriza, gobierna, hace y deshace en nombre del país, padre, hijo y espiritu santo. La estafa legal del siglo y por los siglos de los siglos, auque sí por todo tipo de siglas. Sin amén - puesto que no estoy rezando-  aunque la intervención que nos ocupa, Cajasur, está controlada por la Iglesia Católica.

Opinión | 03 de junio de 2010
Consuelo G. del Cid Guerra

Sí, como se lee, pasta y religión unidas, que al fin y al cabo ambas entidades han sido siempre grandísimos negocios. En 2009, Cajasur contaba con 444,3 millones de euros ante los 967,5 que exige la ley, pero hasta la una de la madrugada del día de hoy, no pasaba nada. Anoche rechazó la fusión con Unicaja para entregarse a su dios, pompas y obras, entiéndase Banco de España. El sur, que siempre ha existido y en este caso aplicado lieralmente a una entidad,tiene graves problemas de liquidez y no se sabe a ciencia cierta o infusa si podrá operar con normalidad. Para salir del paso y tranquilizar a sus clientes, ha organizado un argumentario con el fin de evitar que todos corran a sacar su pasta. Ese bendito servicio de atención al cliente atendido por dulces operadoras y operadores, ha sido debidamente formado verso al canto en boca de salarios mínimos interprofesionales y seguramente subcontratados por obra y sin gracia -porque no la tiene- de espíritu alguno.

La culpa es nuestra. Hemos asumido comisiones suma y sigue como si fuera lo más normal del mundo. Quizá en el caso de Cajasur, puesto que con la Iglesia topamos, el tema merezca un tratamiento divino además de inhumano. Es muy simple : Un euro por transferencia, por ejemplo, multiplicado por cincuenta mil, son exactamente eso : Cincuenta mil euros del ala directos al bolsillo que hace caja metálica con el vil metal. Casi letal. Así nos tienen y tal cual nos dejan, como idiotas recién salidos de la cuna con chichonera incluída para aplacar el primer porrazo. Por sus actos les conocereis. No en vano se alza un nuevo modelo de Banca Etica y economía sostenible, cuya definición anticipa por derecho que el resto (es decir, la inmensa mayoría) no es ética, nunca lo fue y jamás lo será.

Recomendamos











Este sitio web usa cookies para mejorar la experiencia de los usuarios. Si sigues navegando, aceptas el uso de cookies por parte de tenemoslapalabra.com.