Coto Matamoros

Coto Matamoros

Menos de diez días han sido suficientes para resucitar al monstruo mediático más inteligente que ha pisado un plató. Un tipo extraordinario que tuvo los ingredientes necesarios en el momento justo. Su reino no es de este mundo, y por ello aterrizó en Marte hace ya mucho. En su afán salvador luxe, el retorno de Coto Matamoros, bajo un marco mil veces más salvaje que aquellas Crónicas, es amparado por la cadena de -casi- siempre : Tele5.

Opinión | 27 de noviembre de 2012
Consuelo G. del Cid Guerra

Mientras JJ pregunta sin rubor si ?¿Es cierto que Sardá te echó porque le dijiste que te comiera la polla??, el mismo JJ afirma que el espacio es útil como aviso devastador sobre los efectos de sustancias, además de una lección de orden social.Manda narices. Insisto: Mandan narices.

Durante más de una semana, Coto Matamoros ha sido objeto de todo tipo de injurias y calumnias:

-Vive en la calle y duerme entre cartones.

-No tiene dientes.

-Se ha pasado al mundo de la hípica?

Curiosa afirmación en boca de quien nunca dejó de esquiar. Pero no es lo mismo, claro, y menos cuando no se llama a las cosas por su nombre, aunque la palabra polla no supone un determinado esfuerzo. No es más que pura ordinariez, grosería popular hecha espectáculo.

Si Coto Matamoros consume o no caballo, es cosa suya, como toda la cocaína de los demás en el patio de su casa, siempre tan particular, donde le dice la sartén al cazo quita, que pringas.

Se reconoce politoxicómano, y es la verdad, como todo lo que dice : La pura verdad.

No deja de resultar curioso y producto de la doble moral más descarada el hecho de criticar un tatuaje en la cabeza para tachar de loco,antisocial y psicópata a quien tan osadamente se marca, cuando aquel que lo dice se ha estirado la cara, pegado las orejas y ostenta tatuajes en otras partes del cuerpo. La diferencia sólo está en el lugar, y su conciencia se ha ido a tomar viento o polvo del camino. Que no.Que no se sostiene. Tal vez por eso cantó de rodillas.

Tampoco el argumento descalificador al despreciar a un ser humano por el hecho de no tener casa propia, dinero o dientes. Ese desprecio al márgen que condena todo lo marginal, simplemente porque sí, porque lo dice él .Y dice mal. Y hace daño.

Más todavía utilizando confusas fuentes de información: Una supuesta funcionaria de prisiones, compañeros de celda, unos antecedentes policiales conseguidos de forma poco ortodoxa para demostrar que está limpio..caray con las fuentes.

Coto Matamoros, durante su estancia en prisión por una condena sostenida únicamente sobre el documento oficial, se ha dedicado a ayudar a todo el mundo. Sí, a ese mundo sórdido donde el convicto es compañero. Donde la miseria, la necesidad, la falta de afecto y la más terrible de las soledades hacen del hombre un infierno. Coto les ha acompañado en ese averno, paso a paso. Ha puesto el hombro, su conciencia,toda la ayuda que estaba en sus manos y ha convocado las de otros para poder continuar ayudando. Eso es lo que ha hecho, y por eso le quieren. No tenía compañero de celda. Dormía sólo. Tampoco tuvo ?porque no quiso- ni un aparato de televisión. Leía todo el tiempo. Sabes qué libro? Ulises.

A nadie le hablaba de su hermano gemelo, ni de su mujer, y tampoco de Carmen. Hablaba, eso sí, de su hija pequeña, con la pasión del padre que como tal se reconoce. Y poco más. Mucho menos.

 

-La operación del Rey ha sido un éxito.

 

Menudo momentazo,JJ. Al tiempo que se pregunta si es o no cierto que le dijo a Sardá cómeme la polla, interrumpes el programa del año para informar a la audiencia que la operación real ha sido un éxito. ¿ La cadera o la polla? Perdona, es que me pierdo, ya no sé dónde estoy, apenas sé quién soy o lo que digo. Poli Díaz, el ex boxeador, esperaba en capilla tras tu politoxicómano confeso, mientras el hermano habla de antecedentes policiales tras el paso de Coto por el polígrafo?verás, JJ, es que la vida, va en serio.

Tan en serio como el único y auténtico discurso obsesivo del hermano que ya no se le parece en nada, puesto que a golpe de quirófano abandonó su rostro para enchufarse otra cara, pagada y bien pagada. El que olvidó su brote psicótico de 2010, tras pelea en una disco, por un Stilnox.

Se había separado. Estaba triste.

El que olvida la verdadera razón del otro ser. Le encarcelaron. Estuvo preso. Salió en libertad, y es libre.

El que ?con la única intención de desacreditar los resultados de un polígrafo- afirma que Coto es un psicópata, puesto que los psicópatas -además de los agentes secretos- saben y pueden mentir sin que la máquina lo detecte. Eso antes de someterse a las 20 preguntas, claro, por si decía la verdad, toda la verdady nada más que la verdad. Os dejo la otra cara de la moneda:

https://twitter.com/search/realtime?q=%23cotopoli&src=typd

Coto ha ganado la batalla, y volverá en cuanto le dé la gana. JJ, me vas a perdonar, pero estoy desolada por la muerte de JR. ¿El rey?...por mí, como si le operan.

Recomendamos











Este sitio web usa cookies para mejorar la experiencia de los usuarios. Si sigues navegando, aceptas el uso de cookies por parte de tenemoslapalabra.com.